Antonio Su├írez, el torero tachirense que se present├│ por tercera vez en su Plaza de Toros de San Crist├│bal, a pesar estar doctorado hace apenas un par de a├▒os, ha demostrado en cada presentaci├│n que tiene arte y valor, pero m├ís que eso, atesora una tauromaquia exquisita que sin aspavientos levanta los aplausos y el encantador grito del ol├ę en la afici├│n que asiste a la Monumental ÔÇťHugo Domingo MolinaÔÇŁ.

El m├ędico de profesi├│n, muy a pesar de haberse lesionado de la rodilla derecha en la lidia de Taribero, al ser arrollado por este su primer toro el cual perteneci├│ a la ganader├şa de El Prado, no amilan├│ y herido en su amor propio, sali├│ al ruedo desobedeciendo la recomendaci├│n de los galenos de la plaza de no torear su segundo astado, ┬áy lo hizo y vaya de qu├ę manera, desparramando todo ese arte, y con mucha quietud y despaciosidad, pero tambi├ęn con mucho nervio, pues la lesi├│n no le daba la estabilidad deseada.

En la lidia de Avi, como se llam├│ el toro de la Ganader├şa de San Antonio, Su├írez le entendi├│ las embestidas e instrument├│ una faena del agrado de los asistentes que aplaudieron la labor muleter├şl del joven espada tachirense, la cual estuvo acompa├▒ada por la m├║sica, sin embargo Antonio Su├írez no se engolosin├│, procediendo con cabeza fr├şa a ejecutar la Suerte Suprema, para conseguir los trofeos.

Y de ese modo, su bordado trabajo en el ruedo se vio recompensado con una oreja, ganada a toda ley y una merecida vuelta al ruedo en reconocimiento a su constancia y entrega, esa que s├│lo los toreros grandes tienen, y Antonio tiene la pasta de torero grande, no cabe duda de eso.

Tratamiento y terapias para poderlo ver en compromisos futuros

Al final de la corrida el torero sali├│ por sus propios medios sin embargo el diagn├│stico de su lesi├│n, seg├║n lo indica el propio torero, refleja una rotura del ligamento cruzado anterior y distenci├│n del ligamento colateral de la rodilla derecha; en palabras del propio Antonio Su├írez, se espera pronta recuperaci├│n, tratamiento y fisioterapias para estar a tono y presentarse en la Feria de San Sebasti├ín y posiblemente en M├ęrida, ya que en ambos casos las conversaciones est├ín bien adelantadas; de darse estas dos actuaciones su deber es guardar el reposo respectivo y parar despu├ęs de estas corridas.

Carlos Alexis Rivera. CNP 10746 

Fotos: Luis Cobar├şa