Fue una becerrada- Festival a beneficio del Córdoba C. F.

Crónica de Ladislao Rodríguez Galán

La Escuela Taurina “Manuel Benítez “El Cordobés” del Círculo Taurino de Córdoba, que se había fundado un año antes, organizó para el día 8 de Octubre de 1978 un festival adhesión al Córdoba C. de F. que estaba atravesando una situación económica muy difícil. Por tal motivo ambos presidentes, Francisco de Blas por el Círculo Taurino y José María Romeo por el Córdoba C. de F. acordaron que el festival sirviera para presentar en sociedad a la Escuela con la participación de sus alumnos más destacados. En este caso serían Fermín Vioque, de Dos Torres, Antonio Tejero de la barriada de Cañero y Antonio Romero del barrio de Levante que lidiarían becerros del prestigioso hierro de Torrestrella.

De Blas dijo que cuando se enteró que el Córdoba C. de F. necesitaba ayuda abrió los brazos del Círculo Taurino para ayudarlo. Por su parte Romeo reconoció públicamente que era la primera ayuda de verdad que el Club recibía en Córdoba por parte de los cordobeses.

Según comentarios de la época se recaudaron 600.000 pesetas y tras gastos quedó un beneficio de 100.000 pesetas. Este acto del Círculo Taurino se socorrer al Córdoba C. de F. abrió la conciencia a otras ayudas muy necesarias para el primer equipo de la tierra.

Para el festival se contó con la colaboración desinteresada de la empresa Valencia, que en aquellos años regía el coso de “Los Califas”.

Se fijó la hora para las cinco de la tarde y el precio único y general era de 200 pesetas entrando los niños acompañados gratis.

Los becerros de Torrestrella, muy bien presentados, salieron bravos, nobles y “dulces” para los toreros que no desaprovecharon la oportunidad que les brindaba la Escuela.

Entre los tres destacó  Vioque el chaval de Dos Torres, con un toreo elegante y profundo que se llevó en el esportón dos orejas y oreja, respectivamente. En cuanto a número de trofeos el triunfador fue Tejero, de la barriada de Cañero, que logró la oreja de su primero y las dos orejas y el rabo de su segundo oponente. Por su parte Romero, del barrio de Levante, no tuvo su tarde con la espada y cosechó ovación en su primero y una oreja en el que cerró plaza. Los tres alumnos fueron paseados a hombros por el ruedo, saliendo por la puerta grande Vioque y Tejero.

Manuel Benítez “El Cordobés” asistió a la presentación de esta primera “hornada” de alumnos y a petición del público dio una clamorosa vuelta al ruedo con ellos.

HISTORIA BREVE DE LA ESCUELA TAURINA DE CÓRDOBA

Haciendo una pequeña historia de la Escuela de Córdoba hay que recordar que por ella han pasado cerca de mil quinientos alumnos, consiguiendo tomar la alternativa 21, siendo los cinco primeros alumnos que se doctoraron Fermín Vioque, Rafael Jiménez González “Chiquilín”, Manuel Díaz “El Cordobés”,(que la tomó en Sevilla), Cayetano de Julia y José Luis Moreno. En cuanto a novilleros con caballos han sido, aproximadamente, sesenta y uno, habiendo salido también un buen puñado de prestigiosos hombres de plata como los hermanos Antonio y José Mª Tejero, Rafael Figuerola, Paco Gómez Algaba, etc… Imprescindible fue también, en el primer año de la Escuela, la ayuda prestada por el V Califa Manuel Benítez “El Cordobés” que, el 2 de Abril de 1977, regaló los seis novillos de su ganadería y toreo junto a Gabriel de la Haba “Zurito”, Manuel Cano “El Pireo”, Agustín Parra “Parrita”, José Benete “El Mesías”, Juan de Dios de la Rosa y “Gallito”, un magno Festival a beneficio del ilusionante proyecto que empezaba a andar hace ahora 41 años.